Salud

¿Es malo escuchar música con auriculares?

La sordera es un problema cada vez más común entre adultos jóvenes, y escuchar música con auriculares de forma demasiado alta puede promoverla. Veamos qué dice la ciencia sobre ello.
Es malo escuchar música con auriculares

La sordera es un problema grave en la sociedad actual. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), aproximadamente 466 millones de personas en todo el mundo presentan discapacidad auditiva, de las cuales, 34 millones son niños. A este ritmo, en el 2050 uno de cada 10 habitantes de la Tierra sufrirá una pérdida de audición discapacitante.

La pérdida de audición puede deberse a causas genéticas (sordera congénita en el momento del nacimiento), complicaciones en el parto, enfermedades infecciosas, el empleo de determinados fármacos, la exposición prolongada a ruidos fuertes y el envejecimiento, entre otras cosas. A pesar de los múltiples motivos que provocan una pérdida de audición, el 60% de los cuadros patológicos en infantes se deben a procesos prevenibles.

Así es: 1.100 millones de jóvenes están en riesgo de perder su audición por el uso del sonido en contextos recreativos. Ante estos alarmantes datos, solo nos queda hacernos la siguiente pregunta, ¿es malo escuchar música con auriculares? En las siguientes líneas te damos una respuesta, siempre fundamentada en bases científicas. No te lo pierdas.

¿Cómo se distribuye el uso de auriculares en la población?

Un auricular (también conocido como audífono) es un transductor que recibe señal eléctrica originada desde una fuente eléctrica, ya sea esta un teléfono, una radio, un dispositivo de MP3 u otro aparato tecnológico. Su diseño es ergonómico, adaptándose a la perfección a los oídos del usuario, poniendo a su disposición unos altavoces que generan ondas sonoras audibles.

Según portales estadísticos globales, un ser humano que tenga acceso rápido a la tecnología pasó una media de 26,9 horas escuchando música a la semana en el año 2019. En países europeos como España, la cifra fue un poco menor, casi de unas 20 horas en 7 días. Asumiendo que cada canción tiene una duración estándar de 3 minutos, se puede calcular que una persona, ya sea en el ámbito laboral o recreativo, reproduce hasta 56 canciones en un solo día. La música puede ser un gran distractor, tanto para lo bueno como para lo malo.

El espectro audible en el ser humano

Ahora ya sabes que, de media, escucharás seguramente entre unas 15-30 horas de música a la semana. Para responder a la pregunta planteada con anterioridad, nos queda explorar el espectro de audición humana, y qué se considera científicamente negativo para nuestro aparato auditivo. Vamos a ello.

El espectro audible se conoce como el conjunto de frecuencias que el oído humano es capaz de percibir. Como norma general, se considera que este valor en un individuo sano oscila entre 20 Hz a los 20 kHz. Los valores que se encuentran por debajo de este rango se designan como infrasonidos (pueden percibirse como vibraciones mecánicas), y los que se encuentran por encima, ultrasonidos.

En función de la tonalidad del sonido, el espectro audible se puede dividir en 3 segmentos diferenciables:

  • Tonos graves (16 Hz-256 Hz): de frecuencia baja, correspondientes a las 4 primeras octavas.
  • Tonos medios (256 Hz-2 kHz): frecuencias medias, correspondientes a las octavas 5-7.
  • Tonos agudos (2 kHz- más de 16 kHz): las frecuencias más altas, correspondientes a las 3 últimas octavas.

El espectro audible varía entre cada persona y en base a la edad del aparato auditivo del individuo. La sordera parcial o total es uno de los problemas incapacitantes más comunes en la vejez pues, sin ir más lejos, la mitad de las personas mayores de 75 años tienen dificultades para oír.

Partes oído

¿Qué se considera un espectro audible perjudicial?

Toda la información que te vamos a mostrar proviene directamente del Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE.UU. La premisa es sencilla: mientras más fuerte sea el sonido escuchado y más se prolongue en el tiempo, mayor será la probabilidad de que la audición del individuo se vea dañada de forma irreversible.

Para comprender un poco los valores que te vamos a mostrar a continuación, es necesario introducir una nueva medida que está relacionada con el hercio pero no significa lo mismo: el decibelio. Esta es una unidad que se utiliza para expresar la relación entre dos valores de presión sonora, o tensión y potencia eléctrica.

El Instituto Nacional para la Seguridad y Salud Ocupacional (The National Institute for Occupational Safety and Health, NIOSH) coloca este límite en los 85 dBA (decibelios ponderados). El rango del oído humano se mueve generalmente entre los 0 y los 120 decibelios. Para que te hagas una idea, una bomba atómica produce un ruido de unos 200 decibelios, mientras que una espiradora se coloca en unos 70.

Sobrepasando este límite de los 85 decibelios se encontraría, por ejemplo, una perforadora eléctrica (100 dB) y, por ello, el trabajador que la utilice debe llevar siempre protectores auditivos especiales. En el caso de los auriculares y el uso del teléfono móvil, la cosa se complica un poco.

Los efectos perjudiciales de los auriculares

A continuación, te presentamos 2 de los efectos nocivos que puede reportar el uso descontrolado de auriculares.

1. Pérdida de audición

El volumen máximo de salida de audio de los dispositivos móviles puede oscilar entre los 75 y 130 decibelios, dependiendo del lugar geográfico en el que te encuentres y el tipo de tecnología que esté a tu disposición. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), se recomienda escuchar música como máximo a un 60% del volumen total del dispositivo, con el fin de evitar la degradación lenta pero continua del aparato auditivo del usuario.

El límite general se encuentra en los 80 decibelios, mejor si ronda los 50-60 en aquellas personas que consuman música de una forma muy continuada. Si no se siguen estas directrices, se corre el riesgo de presentar problemas de audición leves o graves a largo plazo. No es malo escuchar música con auriculares, siempre y cuando se respete esta regla básica.

Debes tener en cuenta la siguiente regla general: todo sonido superior a 90 dB, sea a corto o largo plazo, puede generar daños en la estructura auditiva interna del usuario. Cuando se supera un límite de 120 decibelios de forma continuada, el daño auditivo irreversible está prácticamente asegurado. Para que te hagas una idea, este límite sonoro se ve ejemplificado por un motor de avión en marcha o una obra pirotécnica especialmente escandalosa.

Pérdida auditiva

2. Mayor riesgo de accidentes

Tal y como indica una investigación publicada por el British Medical Journal (BMC), en los últimos 6 años se han triplicado el número de accidentes graves de peatones que caminaban por la calle escuchando música con auriculares. Sí, has oído bien.

De todos los casos analizados en el periodo 2004-2011, el 70% de ellos fueron mortales. Además, la edad media de los accidentados fue de 21 años, dato que corresponde perfectamente con los rangos etarios en los que más música se escucha (y a más volumen). Por último, en muchos de los casos (hasta el 30%), se produjeron señales de alarma antes de que la colisión tuviera lugar, ya fuese en forma de silbato, gritos, claxon y otros sonidos estridentes. Por desgracia, la utilización de los auriculares no permitió a las víctimas reaccionar a tiempo.

Revisitamos la pregunta anteriormente planteada: ¿es malo escuchar música con auriculares? En el ámbito doméstico, siempre que sea respetando un límite de 60-70 decibelios, no. En la calle, por desgracia, sí. Por ello, te recomendamos que, antes de cruzar cualquier acera o paso de tránsito, te quites uno de los 2 auriculares del oído y tengas especial cuidado a la hura de cruzar, además de seguir todas las indicaciones de seguridad vial pertinentes.

Resumen

Como habrás podido comprobar, esta pregunta alberga muchos más matices de los que en un principio se podría imaginar. Escuchar música con auriculares no es malo per sé, pero sí que se puede convertir en una práctica extremadamente peligrosa si no se tiene en cuenta el volumen de la música y el contexto general del acto.

En general, solo te recomendamos que escuches música con auriculares en entornos cerrados, como pueden ser el autobús, tu casa o la biblioteca. Por último, resulta necesario matizar que escuchar música con auriculares cuando estás manejando un vehículo (sea coche, moto o bicicleta) está estrictamente prohibido y, por tanto, es una práctica sancionable por la ley. No lo olvides.

Comparte:
¿Te ha gustado?
azsalud Logo
En azsalud hablamos de medicina, avances científicos, psicología, enfermedades, tratamientos y más. Miles de profesionales de la salud a tu servicio.
  • Estilonext
  • MedicoPlus

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2021 azsalud. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies