Andreu Palou: «Meyo ayuda al usuario a mejorar en cualquier aspecto de la vida»

Esta app está generando un gran impacto en la salud psicológica y física de los usuarios. ¿Cuál es la clave de su eficacia?
Meyo

Habitualmente, entendemos que el objetivo de una aplicación móvil es, sencillamente, cubrir una necesidad concreta del usuario. Así, la gran mayoría de apps se especializan en un apartado concreto de la experiencia virtual.

No es el caso de Meyo. Este proyecto surgió en Barcelona, en el año 2018, y está cosechando un gran éxito entre usuarios y críticos del mundo virtual. Lejos de especializarse en una función concreta, Meyo es un asistente virtual que se encarga de monitorizar la salud física y psicológica del usuario, dotándole de interesantes herramientas para que pueda desarrollar su bienestar en distintas facetas: meditación, brain training, nutrición, deporte...

Meyo, una app de apps que está revolucionando el sector

Para analizar las claves del éxito de este asistente de salud 360º nos hemos reunido con Andreu Palou, que co-lidera esta aventura tecnológica y empresarial.

Bertrand Regader. ¿Cómo surgió la idea de desarrollar Meyo?

Andreu Palou: Después de varios años trabajando con Tabaré Majem dentro del binomio alimentación-salud en diferentes proyectos y de ser pioneros en el ámbito de la personalización de la alimentación, surgió la idea de ir todavía más allá y ofrecer un producto “total” que además de ayudar en la alimentación, trabajase otros ámbitos de mejora de la salud de las personas.

¿Podría decirse que Meyo son muchas apps en una?

Sí, y de hecho en algunos momentos nos hemos planteado si era demasiado para una sola aplicación. Pero al final el concepto del producto es “uno” y tiene que cumplir con su funcionalidad.

Día a día trabajamos intensamente es en implementar herramientas que ayuden al usuario a encontrar “su Meyo”: Habrá gente interesada solamente en realizar actividades de meditación, o en superar retos muy específicos como podría ser el perder peso, o dejar de fumar, o aprender a tener más autoestima, o simplemente conseguir la mejor dieta y más personalizada, pero también habrá aquel que desde un punto de vista más general, querrá mejorar en diferentes aspectos de su vida que combinen la alimentación, con el ejercicio físico y mental, con otros aspectos más psicológicos desde una perspectiva de 360º. Y es aquí donde tenemos que trabajar duro para que todos los tipos de usuarios encuentren su lugar sin perderse por el camino.

Por el momento, ¿cómo ha sido la acogida en cuanto al número de descargas?

La acogida hasta el momento ha sido muy buena y sin utilizar publicidad hemos alcanzado las 15 mil descargas en 4 semanas. Si bien es verdad que, debido a la situación de confinamiento en la que nos encontramos hoy, hemos tenido que realizar ciertas adaptaciones a nuestros contenidos, y todavía la aplicación no está al 100%.

Durante las próximas semanas esperamos alcanzar las 100 mil descargas con el lanzamiento de la versión premium de Meyo con nuevos retos y contenidos de un nivel impresionante, tanto en términos de calidad de los propios contenidos multimedia, como en el rigor y valor científico de los retos y propuestas para el usuario.

¿Es complicado desarrollar un proyecto de este tipo teniendo en cuenta que existen tipos muy variados de usuarios que pueden beneficiarse de la app?

Exacto. Es lo que comentaba anteriormente: el reto es conseguir que cada usuario se identifique con “su Meyo”, y pueda llegar a él sin perderse por el camino con las múltiples funcionalidades y capas de la app.

Tanto a nivel técnico en la programación de la app como en el desarrollo de contenidos se hace muy difícil poder satisfacer a todos los tipos de usuarios: es un reto más y estamos encantados de afrontarlo.

¿Cuáles algunos de los contenidos que ofrece Meyo en lo relativo a potenciar el bienestar psicológico de los usuarios?

Cuando hablamos de ayudar a mejorar el bienestar psicológico de Meyo hablamos de ayudarles en todo ámbito de su vida con el que no estén satisfechos y quieran mejorarlo.

Por tanto el primer aspecto que tratamos es la interpretación de lo que necesita el usuario: hemos trabajado en un agente vehiculizado en un chatbot que escucha lo que el usuario tiene que decirle y si detecta algún ámbito en el que la app le pueda ayudar se lo ofrece.

Una vez detectado qué necesita mejorar el usuario y ya dentro de los retos de la app, trabajamos con diferentes alternativas y funcionalidades: videos motivacionales o locuciones guiadas por profesionales, meditaciones y ejercicios físicos o de relajación, tareas y actividades a realizar fuera de la app… y todo ello con premios y recompensas para el usuario.

En cuanto a los contenidos de salud física que ofrece, ¿qué opciones de personalización de la alimentación tiene Meyo?

Desde el punto de vista de la alimentación, trabajamos con metodologías rigurosas desarrolladas por profesionales del sector con un gran prestigio, conocimiento y experiencia. Si hablamos de cómo trabajamos la personalización hay que hablar de niveles:

La clave está en entender, que dependiendo de la información que tenemos de una persona, la personalización puede alcanzar unos niveles u otros: es decir, si sabemos que la persona es un hombre de 43 años que mide 1,80 y pesa 85kg, ya podemos personalizar su dieta. Si además sabemos que esta persona es alérgica a las nueces, tiene intolerancia al glúten y sufre hipertensión, esta personalización irá un nivel más allá. Si se ha realizado una análisis nutrigenético y tiene determinadas variantes génicas que pueden indicar que para perder peso dentro de una dieta baja en calorías, es mejor que ésta sea baja en lípidos, o que la ingesta de ácidos grasos omega 3 es más recomendable para prevenir enfermedades cardiovasculares, la personalización siguen aumentando.

Finalmente hay que tener en cuenta la actividad de la persona y adaptar esta personalización dinámicamente: Es obvio que no es lo mismo que una persona haga ejercicio intenso con frecuencia, a que lleve una vida totalmente sedentaria. Esto se puede extrapolar a períodos más cortos: si sabemos que en el día de hoy la persona ha realizado ejercicio físico “vigoroso” le podemos recomendar ciertas recetas para la comida a la cena que serán diferentes a si se ha pasado el día sentado en su mesa delante de un ordenador.

Dentro de esta dinamización podríamos seguir hablando del estado de ánimo: no es lo mismo recomendarle un tipo de comida u otro dependiendo del estado de ánimo de la persona... también nos tenemos que adaptar al estado psicológico… como vemos no es un tema fácil...

Nosotros adaptamos la información que nos facilita el usuario y podemos personalizarle la dieta que mejor se adapte a sus características, así como evaluar la afinidad a productos del supermercado o recetas de platos cocinados.

¿Cuáles son los próximos objetivos que os planteáis?

Cualitativamente el próximo objetivo es el de conseguir llegar a la app que tenemos en mente, con un nivel de calidad y sobretodo, de utilidad para sus usuarios que marque un antes y un después. Una vez lo consigamos, dar el paso y saltar el charco al mercado americano.

Cuantitativamente esperamos alcanzar las 100 mil descargas y los primeros mil suscriptores antes del verano, todo ello mientras la sociedad en general y nosotros en particular recuperamos una cierta normalidad después de todo lo que está pasando con el coronavirus.

Bertrand nació en Barcelona en 1989. Es Graduado en Psicología por la Universitat de Barcelona, con especialización en Psicología Educativa. También terminó estudios de posgrado en Economía por la Facultad de Economía y Empresa de la Universitat de Barcelona. Fue Director Digital de las revistas Mente Sana y Tu Bebé y Saber Vivir en la editorial RBA. Actualmente es Director de Psicología y Mente, la mayor comunidad en el ámbito de la psicología con más de 20 millones de lectores mensuales.